Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies.

Fundación Príncipe de Asturias

Sección de idiomas

Fin de la sección de idiomas

Buscar

Sección de utilidades

Contacto

Fin de la sección de utilidades

Comienza el Menú secundario Fin del Menú Secundario

Premiados 2014  

Comienza el contenido principal

Sistema Nacional de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela

Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2008

"Me he enterado en París, a través de EURONEWS. Me ha producido una gran alegría. Su labor es única en el mundo. Es un premio muy merecido y me gustaría comunicarles, desde lo más profundo de mi alma, que estoy a su disposición. Están haciendo una labor impresionante con muy pocos medios".

Teresa Berganza
Premio Príncipe de Asturias de las Artes 1991

Gustavo Dudamel, director de la Filarmónica de Los Ángeles, se formó en el Sistema de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela.

"Para nosotros el Sistema Nacional de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela es un indescriptible honor recibir el Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2008. Todo esto fruto del ideal de un hombre de infinita alma como lo es el maestro José Antonio Abreu, quien hizo realidad este sueño palpable en el que la música puede salvar vidas rescatando las ilusiones de centenares de miles de niños y jóvenes que hoy pertenecen a esta hermosa iniciativa. Para mí, como producto absoluto de este Sistema, significa un gigantesco estímulo para seguir tocando y luchando junto a mi maestro y todos mis compañeros y así continuar multiplicando por millones esta hermosísima idea que, sin duda, puede cambiar la sociedad brindando sensibilidad, fe y esperanza a las futuras generaciones alrededor del mundo. Y a nuestro Maestro, no existen palabras suficientes para agradecer el habernos brindado un camino lleno de posibilidades y la oportunidad de celebrar la vida a través de la música. Maestro, gracias por soñar este sueño y hacerlo realidad".

Gustavo Dudamel
Director de la Filarmónica de Los Ángeles

"La decisión de conceder el Premio Príncipe de Asturias al Sistema Nacional de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela es un gran acierto porque este proyecto demuestra como pocos el carácter existencial de la música. La música, más que una profesión es una forma de vida. Me permito felicitar tanto al jurado como al premiado".

Daniel Barenboim
Premio Príncipe de Asturias de la Concordia 200

"Con la más honda emoción hemos recibido el texto del veredicto mediante el cual el Ilustre Jurado designado al efecto ha conferido el Premio Príncipe de Asturias de las Artes 2008 a las Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela.

Al agradecer profundamente tan insigne Galardón, hacemos propicia la ocasión para reafirmar nuestra firme condición en el sentido de que la Misión del Arte en la nueva generación trasciende el horizonte de lo estético para proyectarse vigorosamente sobre el amplio dominio que abarca, desde la formación humanística integral de la personalidad, hasta la plena inserción del joven y del niño, mediante el ejercicio artístico, en una vida social constructiva, fecunda y ascendente. De ahí que la Juventud y la Infancia Musicales de Iberoamérica constituyen ciertamente, excelso testimonio de un Continente que, en la existencia y en la obra de sus intelectuales y artistas, encuentra glorioso paradigma.

Desde sus inicios, nuestra labor se inspira en el principio conforme al cual la Educación Artística, lejos de constituir monopolio de élites, debe consolidarse como eminente Derecho Social de nuestros pueblos. Ningún Proyecto Social seriamente concebido puede ya negar a la Democratización de la Enseñanza Artística el carácter de Programa prioritario para la capacitación y el rescate de las nuevas generaciones. De esta manera, a organización integral de Sistemas Nacionales para la Educación en el Arte y por el Arte, a nivel de las mayorías populares, se impone, día a día como instrumento insuperable de Inclusión Social e Integración Comunitaria.

Por lo anterior, el objetivo esencial del Sistema Nacional de las Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela no se refiere sólo al plano artístico, sino que se inserta, directa y profundamente, en el contexto global de una estrategia de Participación, Capacitación, Prevención y Rescate de Jóvenes y Niños en y por el Arte. En su condición de comunidades en perpetuo ejercicio de concertación, las Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles representan el modelo de una avanzada y auténtica Escuela de Vida Social. En Venezuela, la Práctica Orquestal y Coral cotidiana ha demostrado ser herramienta particularmente eficaz para hincar solidamente a jóvenes y niños en el quehacer colectivo, en la coexistencia solidaria, en un quehacer creador profundamente realizador de la personalidad, propicio a la forja de un espíritu solidario y fraterno, tanto como a un formidable desarrollo de la autoestima. La pobreza material comienza a ser vencida por aquella sublime riqueza espiritual que germina en y por la Música.

La Fundación Príncipe de Asturias puede abrigar la certeza de que el Premio Príncipe de Asturias de las Artes ha reafirmado hondamente en nuestro corazón el compromiso de seguir adelante, con tenaz empeño, al servicio de la infancia de Venezuela e Iberoamérica, consagrados íntegramente, como educadores y como artistas, a la causa imperecedera de su juventud.

En nombre de las Orquestas y Coros Juveniles de la Nación, hago propicia la ocasión para reiterarles las seguridades de nuestra más alta consideración, entrañable afecto y perenne gratitud".

José Antonio Abreu
Director fundador
Sistema Nacional de las Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela

"Muchas felicidades a todos los vinculados a este premio. Qué galardón tan merecido. El maestro Abreu ha dedicado su vida a cambiar las vidas de generaciones de jóvenes venezolanos, a través de la música y el Sistema. Gracias a su influencia, más y más gente joven de todo el mundo puede beneficiarse del poder de la música para llegar a todos y lograr un cambio. Trabajar con estos jóvenes músicos es un privilegio y un gran placer y le hace a uno poner los pies en la tierra. No es exageración alguna decir que el maestro Abreu, a través del Sistema, de la Orquesta Sinfónica de la Juventud Venezolana "Simón Bolívar" y, por supuesto, de Gustavo Dudamel, ha sido capaz de transformar las vidas de gente de todo el mundo. ¡Y ahora un antiguo miembro de la Orquesta trabaja conmigo en Berlín!".

Sir Simon Rattle
Director de la Orquesta Filarmónica de Berlín

Fin del contenido principal

Sección de utilidades

Fin de la sección de utilidades